TODO TOROS: OREJAS DE PESO PLUMA (Madrid, Crónica de la 11ª de la feria de San Isidro) 19 Mayo.
SIGUENOS AHORA EN TRAPÍO, TU NUEVO BLOG DE TOROS CON EL ALMA DE TODOTOROS www.trapiotoros.blogspot.com

lunes, 20 de mayo de 2013

OREJAS DE PESO PLUMA (Madrid, Crónica de la 11ª de la feria de San Isidro) 19 Mayo.


Madrid tenía sed de triunfo y con el vaso vacío, hoy aprovechó la granizada para acompañarla de alegrías para los toreros. Tres orejas se cortaron en Madrid, pero hoy Madrid la llenaban los suplentes.

Juan Bautista cortó una oreja del tercero, basada en dos tandas de naturales de buena factura. La faena supo a poco, porque delante tuvo a un toro de gran condición de Carmen Segovia, que remendaba la corrida. Un toro de dos orejas, que puso en la mano del francés el triunfo grande. Pero Juan Bautista no cuajó la faena. Se quedó a medias tintas con pases por el derecho sin decir nada. Tras estocada se le concedió el trofeo, pero todos teníamos la sensación de que era demasiado premio por tan poco demostrado con tan gran toro. Antes navegó sin pena ni gloria con el primero.

No se le puede negar a Juan del Álamo las ganas que puso. Si un torero que naufragó el día anterior hubiera venido con la misma ilusión y ganas, otro gallo le hubiera cantado. Con el segundo, no acertó en la colocación pero si en disposición. Con el capote estuvo muy bien toda la tarde y lo terminó de refrendar en el recibo capotero al quinto, dónde dejó media docena de verónicas que ya las quisieran hacer otros llamados figuras que se pasean por San Isidro.  En este toro manejable de Fermín Bohórquez,  Juan mostró sus armas y más centrado y mejor colocado cuajó una faena aceptable coronada con una buena estocada arriba, que le valió una oreja.

El mexicano Silveti aguantó la granizada tremenda en la faena al tercero, su faena fue más de aguante al granizo que toreo y por eso sorprende que se le pidiera la oreja y que se le concediera. El sexto fue un marmolillo y no hubo lucimiento.

Demasiado triunfalismo hoy. Uno no se explica cómo se dejará sin premiar el domingo pasado, una faena pura entrega de Alberto Aguilar y hoy se concedan tres orejas de peso pluma. Pluma mojada.

Ficha:
Plaza de Toros de Madrid, las Ventas. 11ª de la feria de San Isidro. 19 Mayo 2013.
Toros de Fermín Bohórquez, de presencia justa y desigual juego. Destacó el 5º. Un remiendo, 4º, de Carmen Segovia, bueno y que puso el triunfo en bandeja.
Juan Bautista: Silencio y Oreja
Juan del Álamo: Palmas y Oreja
Diego Silveti: Oreja y Silencio.
Entrada: Casi Lleno en tarde tormentosa, con granizo en la lidia del tercer toro.

Y mañana: Novillos de Nazario Ibáñez para: Álvaro Sanlúcar, Gonzalo Caballero y César Valencia.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Totalmente de acuerdo, no se explica lo de ayer, todo muy de saldo. Habrá que pedir a los cielos una granizada todos los días, parece que el personal se ablanda... como los garbanzos en agua!!

I. J. del Pino dijo...

Madrid no puede hacer esto a toreros como Alberto Aguilar, no es justo. No puede medir en base al granizo ó la lluvia. Por lo visto el viento, mucho más peligroso no corta orejas, pero si el agua.
En fin...

Gonzalo Ramos Aranda dijo...

Les comparto mi poema, . . .

TOREANDO BAJO EL GRANIZO

“Gotas de agua endurecida . . . en el ruedo está tu vida.”

Feria brava en San Isidro,
fiesta de un acuoso vidrio,
undécima la corrida,
plaza seria, concurrida.

El tercero de la tarde,
“Orador” haciendo alarde,
encharcada su nobleza,
muestra fiereza, fijeza.

De Bohórquez el encaste,
¡Diego Silveti triunfaste!,
tu linaje a ti te escuda,
joven espada, figura.

Un saludo capotero,
nada queda en el tintero,
primeros lances, con lluvia,
gota que, después, diluvia.

Toreando bajo el granizo,
tarde oscura, que Dios quiso,
verónicas fulgurantes,
sensibles y muy vibrantes.

En plena arena, tormenta,
expectativa que aumenta,
ruedo que pintó de blanco,
arte de torero franco.

Que buen quite por gaoneras,
¡sólo es cosa que tú quieras!,
brindas toro en tempestad,
público de majestad.

Sobre un tapete de lodo,
matador lo diste todo,
te jugaste hasta el pellejo,
en Madrid, ningún complejo.

Gotas de agua, de agua dura,
¿dime Diego qué te apura?,
tienes temple, eres osado.
ni un resbalón, bien plantado.

Al astado citas quieto,
erguida figura, un reto,
te lo pasas por la espalda,
la muleta te respalda.

Ligas serie derechista,
arrimado, eres artista,
empapados naturales,
tienes valor a raudales.

Estuviste muy dispuesto,
¡qué digno torero diestro!,
te luces con “bernadinas”
cierras con “manoletinas”.

Tras pinchazo de aguacero,
te expones con el acero,
casi entera la estocada,
bien te llevas con la espada.

Toro herido por la muerte,
tu maestría, la Virgen, suerte,
en la lidia así te fraguas,
pañuelos entre paraguas.

Cortas oreja en “Las Ventas”,
el producto de tus tientas,
mexicano, don, donaire,
rayos, truenos, viento, aire.

De las nubes cae cascada,
tu faena apasionada,
premio de sudor y sangre,
oreja de torero grande.

Las inclemencias del tiempo,
no fueron un contratiempo,
antes bien, tú te creciste,
en Guanajuato naciste.

Te consagraste Silveti,
el granizo fue confeti,
lluvia fiel, el cielo se abre,
¡son lágrimas de tu padre!

Autor: Lic. Gonzalo Ramos Aranda
México, D. F., a 19 de mayo del 2013
Dedicado al Gran Maestro, Don David Silveti (QEPD)
Reg. INDAUTOR No. 03-2013-111212464200-14